Historia
 Crónicas del Gran Ordenador
Anterior
Menú
Logotipo

Autor: Ferrán García

Un paseo por la historia del Amiga

NOTA: Las fotos con recuadro en azul pueden ser ampliadas para ver detalles. Situando el ratón encima de la foto durante unos instantes, podrás ver una pequeña descripción y lo que ocupa la ampliación.

Aquellos que seáis aficionados a la ciencia ficción, os habréis dado cuenta de que he parafraseado el titulo de este artículo de una novela de ese género de Fritz Leiber, llamada "Crónicas del Gran Tiempo". Tal vez no sea original, pero me ha parecido un título muy acertado.

Acertado, porque lo que intentaré a lo largo de este artículo es contar la historia del que ha sido el mejor ordenador en muchos aspectos y durante muchísimo tiempo.De hecho, en algunos aspectos, como la multitarea o los pocos recursos que necesita, sigue siéndolo.

Pretendo que sea no sólo un relación de los acontecimientos tal cual pasaron, sino también una base de reflexión para intentar comprender cómo se ha llegado a la situación actual, de cómo la pasión por una idea revolucionaria puede conseguir que se realice, o de cómo una mala gestión puede malograr una buena idea. Naturalmente, también se intenta recoger aquellas iniciativas que han impulsado al Amiga. Procuraré dar también una idea general del contexto en el que se produjeron los acontecimientos: las características de las máquinas que fueron apareciendo, los programas más significativos o relevantes que se publicaban en cada momento, tanto de juegos como de productividad y utilidades, los complementos y periféricos de terceras compañías, el estado de la competencia (PC, Apple, Atari, etc), y siempre que sea posible, la situación de Amiga en España

1982: la idea

Jay Miner
Jay Miner

Tal vez, lo mejor sea avisar de que, como en casi todos los comienzos, en este hay también una parte de leyenda, que suele variar más o menos dependiendo de quién la cuente, aunque he procurado contrastar los datos que aquí aparecen.

Todo comienza con una empresa llamada Hi Toro (algo así como 'ehe, toro') con sede en Los Gatos, California, respaldada por el dinero de un grupo de inversores (supuestamente, un grupo de adinerados dentistas de Austin, Texas) y puesta en marcha por Dave Morse, naturalmente como presidente de la misma. La intención primera era la de entrar en el mercado de los videojuegos, en auge por aquel entonces, con uno que fuese el mejor, el videojuego definitivo.

Con esta finalidad en mente, se hizo con los servicios de Jay Miner (considerado el 'Padre del Amiga', creador del Atari 2600, uno de los videojuegos más vendidos, y del Atari 800), un diseñador de chips que acababa de despedirse de Atari porque, según sus propias palabras, pidió que se invirtiera en el desarrollo de un ordenador de 16 bits y la empresa le dijo que no; así que se despidió (¡¡¡Gracias, Atari!!!).

Es entonces cuando Jay Miner propone al presidente de la compañía crear una máquina de videojuegos tan potente que se pudiese expandir hasta ordenador (aunque, según parece, los inversores no fueron informados y siguieron pensando que se estaba diseñando un videojuego), basada en la CPU Motorola 68000, la mejor disponible entonces.

Joystick - 92 Kb
Joysticks
JoyBoard - 84 Kb
JoyBoard

El equipo de personas necesario para llevar adelante el proyecto se contrató durante los meses siguientes, teniendo en cuenta no sólo su capacidad, sino también su interés en la nueva máquina y en su potencial. Dicho equipo quedó, más o menos, como sigue: Dave Morse, presidente, Jay Miner y Ron Nicholson, hardware, y RJ Mical, Carl Sassenrath, Dale Luck y Jim Goodnow, software. Posteriormente se fue añadiendo gente a medida que fueron aumentando las necesidades del proyecto. En un principio, esta empresa empezó fabricando y comercializando otros productos, tales como videojuegos y joysticks, a efectos de hacerse un nombre y un sitio en el mercado, mientras continuaba desarrollando su 'máquina'. Entre los aparatos que fabricaban se hallaba un curioso 'artefacto' llamado JoyBoard, que consistía en una especie de joystick pero que en vez de una palanca tenía una tabla para controlarlo, tabla sobre la que uno se ponía de pié, en juegos de esquí, por ejemplo, o se sentaba, como en el juego que dio lugar a los famosos letreros rojos de error: Zen Meditation. El juego consistía en sentarse sobre la tabla como un gurú en actitud de meditar (¿te suena la expresión "Guru Meditation"...?) y moverse lo menos posible. Según decían, cuando el ordenador se colgaba una vez tras otra, lo mejor era un poco de meditación a lo gurú...

Fue también por entonces cuando los inversores decidieron que no les gustaba el nombre de Hi Toro, y buscaron uno que inspirase confianza, decidiéndose finalmente por 'Amiga'. Hay quien dice que se decidieron por este nombre porque, además de lo que pudiese significar, está, alfabéticamente hablando, antes que Apple o Atari, dos de los más directos competidores.

Por otra parte, el mercado de los videojuegos empezaba a hundirse bajo la presión de los nuevos ordenadores domésticos. Ya llevaban bastante tiempo en venta (desde el 77-78) el Apple-II (el primer ordenador personal con gráficos a color), el Commodore PET y el Radio Shack (o Tandy) TRS-80, todos ellos con 4Kb de RAM, y, naturalmente, muchos fabricantes vieron las posibilidades de este mercado, lo que dio pie a que aparecieran, en los años siguientes, muchos más modelos: el Texas Instruments TI 99/4, los Atari 400 y 800, Sinclair ZX-80, con 1 Kb de RAM (sí, habéis leido bien: ¡1 Kb!), en 1981 Commodore sacaba al mercado el VIC-20, con 5 Kb de RAM, y en 1982 aparecen los primeros modelos de MSX (sistema que en EE.UU. pasó completamente desapercibido), competencia de la que saldría vencedora Commodore, con su recién estrenado C-64 (1982), con sus 64 Kb de RAM y su potente chip de sonido. Su éxito se debería también a la forma de hacer negocios de Jack Tramiel, personaje que más adelante tendrá alguna relación con Amiga: en menos de un año redujo el precio del C-64 ($600) a la tercera parte, lo cual obligó a más de uno a abandonar el sector (caso de Texas Intruments) y puso a otros en una difícil situación económica (caso de Atari). No en vano el lema de este señor era "los negocios son la guerra". El C-64 se convertiría en el ordenador más vendido de la historia.

1981 es también el año de la presentación del IBM PC, con el modelo 5150: CPU Intel 8088, 64 Kb RAM, un disquetera de 5"1/4 y PC-DOS (MS-DOS) v1.0. Se vendía en monocromo por "sólo" 3.000 dolares, y por el doble en 16 colores (CGA).


1983: El diseño

Debido a la mencionada quiebra del mercado de los videojuegos, los inversores comienzan a ver que lo que necesitan es sumarse al creciente mercado de la informática para poder sobrevivir y no perder, y es entonces cuando se valora que el concepto con el que se diseño el "videojuego" original fuese realmente el de ordenador, con lo que el paso de uno a otro sería mucho menos costoso.

Así comienza el diseño del auténtico Amiga, que, por cierto, tenía como nombre clave "Lorraine" [Foto 1 y Foto 2] (según dicen, por la mujer del presidente de la compañía). Empiezan a correr rumores por los EE.UU. sobre un "super-ordenador" con increíbles capacidades gráficas, sonoras y de memoria. Es también a finales de este año cuando se terminan los "custom chips", aunque todavía no en forma de silicio, y cuando se decide presentar el ordenador en el Consumer Electronics Show (C.E.S.) que tendría lugar en Las Vegas en Enero del 84.

Foto 1 - 37 Kb
Foto 1
Foto 2 - 126 Kb
Foto 2

Hasta este momento, se ha gastado la casi totalidad de la inversión inicial (según dicen, unos 7 millones de dolares).

Durante este año, Apple presenta su primer ordenador con un Motorola 68000 (a 5MHz), el Lisa, con 1Mb RAM, 2 disqueteras de 5"1/4 de 860Kb, un disco duro de 5Mb y pantalla B/N de 12", por 10.000 dolares. Es el primer ordenador con un interfase gráfico de usuario (GUI); IBM, por su parte, anuncia el PC XT, con disco duro de 10Mb, 128Kb RAM y una disquetera de 360Kb por $5.000 ($9.000 con 768Kb de RAM). Como podéis ver, los precios no son lo que se puede decir 'asequibles'. De hecho estos ordenadores iban dirigidos sobre todo al mercado profesional, más que al doméstico. También es el año del gran fiasco de IBM, el PCJr, y del anuncio oficial de Microsoft Windows (una curiosidad: Microsoft se lo ofreció por tres veces a IBM, y por tres veces IBM lo rechazó).


1984: Primera muestra

Durante finales del 83, con todo el equipo de gente realmente volcado en el proyecto, tanto como para trabajar incluso durante las Navidades, se terminan el sistema operativo y los chips. En realidad, cada chip consistía en tres lotes de ocho placas de conexiones cableadas entre sí, con lo que el ordenador eran tres torres, una para cada chip (por cierto, llamados Agnus, Daphne y Portia), conectadas entre sí por cables, de tres lotes de placas cada una. Todo un amasijo de chatarra y cables...

Hay algunas anécdotas alrededor de los preparativos de esta primera presentación. Por ejemplo, se compró un billete de avión para que el prototipo fuera en un asiento y no con el equipaje, pero en el billete debía constar un nombre, así que le pusieron Joe Pillow (Pepe Almohada), el primer nombre "oficial" del Amiga, nombre que, por cierto, aparece en las firmas de la carcasa del Amiga 1000. También se habla de los "Dancing Fools", los 'locos danzantes', haciendo referencia a los esfuerzos que hacian RJ Mical y Dale Luck por no quedarse dormidos la noche antes de la Muestra, mientras acababan de arreglar los errores que pudieran quedar en el software y terminaban de dar los últimos toques a la que sería la primera demo del Amiga, "Boing!", para lo que ponían música 'a tope' y bailaban como poseidos mientras los programas se compilaban.

Todo este ajetreo daría como resultado ¡el primer Amiga en funcionamiento de la Historia!. Durante el CES se dedicaron a mostrar el prototipo en 'secreto', haciendo demostraciones privadas en una pequeña habitación, a pesar de lo cual se causó una gran impresión, lo que dio alguna esperanza de poder sobrevivir económicamente.

De hecho, consiguieron el dinero suficiente para poder pasar los chips a su versión definitiva en silicio, de cara a volver a mostrar el ordenador, ya con una mejor presentación, en el CES de Junio del mismo año, que tendría lugar en Chicago. Por lo visto, algunas de las personas que se acercaban a observar el ordenador y sus capacidades gráficas levantaban los manteles o faldones de la mesa sobre la que estaba instalado, mirando debajo y preguntando que dónde estaba el 'auténtico' ordenador que generaba esas pantallas.

La situación económica en la que quedaron después de este ultimo esfuerzo para promocionar la nueva máquina era realmente insostenible, por lo que decidieron contactar con empresas que pudiesen estar interesadas en comprar la compañía, Amiga Inc., si era posible no sólo por la tecnología, sino también para mantener sus puestos de trabajo. Hablaron con Sony, Philips, Apple, Hewlett Packard, Silicon Graphics (que únicamente estaba interesada en los chips) y, finalmente... Atari, que mostró interés por comprar. Atari acababa de ser comprada en secreto por Jack Tramiel, mientras todavía era presidente de Commodore, compañía y cargo que dejó una vez tuvo bien asegurada la compra de Atari.

En un intento de hacerse con parte del mercado de su ex-empresa, Tramiel quería comprar Amiga Inc. y ganarle la partida a Commodore con "su" propia máquina. Con este proposito dio medio millón de dolares sólo para entrar en negociaciones, a devolver en un mes si no había acuerdo. El dinero se fue en un día... Cuando empezaron las negociaciones, Tramiel ofreció 98 centavos por acción y Dave Morse pedía 2 dólares, pero cada vez que Morse bajaba la cantidad para llegar a un punto medio entre ambas cifras, Tramiel, en vez de subir su cifra, la bajaba (!), negociando de mala fe. Sabía que si pasaba el mes de plazo sin que apareciese otro comprador acabaría por quedarse con Amiga Inc., aunque fuese "por las malas". Naturalmente, la oferta de Tramiel fue rechazada y se redoblaron los esfuerzos por encontrar una salvación.

Fue a tres días del plazo límite cuando llamó Commodore. Ofrecía 4 dólares por acción, cifra que Dave Morse consiguió subir (!) a 4'25. La venta se concretó dos dias después, uno antes del límite.

Este es el año de la presentación del Apple Macintosh, del Commodore PC, el año del anuncio del del Sinclair QL y del IBM PC AT, basado en el chip 80286 de Intel. Con una unidad de disco 5"1/4 de 1'2 MB, 256 KB, sin monitor ni tarjeta de vídeo: 4.000 dólares.


1985: ¡Amiga!

Commodore supuso no sólo la estabilidad económica y el soporte de una gran empresa, sino un cambio esencial de mentalidad, en la filosofía subyacente: tanto la gestión como el concepto de ordenador sufrió un giro sustancial. Se pasó de la pasión del inventor a la calculadora del empresario.Commodore dio al equipo original el dinero suficiente para continuar en la definición de la nueva máquina, aunque desde una visión más profesional, con mejoras en aspectos como el teclado, e impuso una reducción en los costes y en los plazos de entrega, lo que influyó en el acabado que los técnicos querían, por ejemplo, para el sistema operativo, cuya primera versión estaba llena de "bugs" (lo que, dicho sea de paso, marcó durante bastante tiempo al Amiga como ordenador poco estable, aunque este problema fuera subsanado en la siguiente versión, la 1.2). Por ejemplo, Commodore quería dejar la salida de vídeo sólo en NTSC/PAL, ya que tanto los PC como los Mac eran monocromos y, además, los monitores eran muy caros, mientras que los diseñadores querían además una salida RGB, viendo hacia donde se dirigía la evolución de la informática. Por suerte, la salida RGB no se descartó.

Así, el 23 de Junio se presenta al público, en el Lincoln Center de Nueva York, el Amiga 1000, con el lema "¡Sólo el Amiga lo hace posible!" y con Andy Warhol, quien utilizaría el Amiga durante toda su vida, creando delante de todo el mundo un retrato de Debbie Harry, cantante del grupo "Blondie". Otros personajes famosos utilizarían posteriormente el Amiga, como B.B.King o Arthur C. Clarke.

A finales de este año aparece la primera revista dedicada a Amiga, "Amiga World". No obstante, otras revista dedicadas a la informática en general, como "Byte", ya se hicieron eco de la gran impresión y expectativas creadas por el nuevo ordenador. También aparece uno de los primeros y más conocidos programas para Amiga, "Deluxe Paint", creado por Electronics Arts, empresa que, en conjunción con Commodore, se encarga de crear el Formato de Intercambio de Ficheros, o IFF, un estandar para la definición y el intercambio de todo tipo de datos.

En cuanto a la competencia, Atari presenta lo que pretende ser la respuesta al nuevo Amiga, el Atari 520ST. Por su parte, Microsoft distribuye por fin la primera versión de Windows, dos años despues de su anuncio oficial; Intel anuncia el procesador 80386; Nintendo anuncia el Nintendo Entertainment System, o NES. Es también el año en que Steve Jobs deja Apple para fundar Next, en que se introduce el compact-disc para su uso informático (CD-ROM), en que NEC presento el primer monitor multisync, y el año en que se fundará una empresa que, posteriormente, cruzará su camino con el de Amiga: Gateway 2000.


1986: Commodore

Poco a poco, Commodore, su equipo de ingenieros, se va haciendo cargo del diseño y la producción, desplazando paulatinamente al equipo original. Un buen ejemplo de esto es que Commodore rechazó el prototipo del Amiga 2000 realizado por dicho equipo, que quería un equipo con mejoras en todos los aspectos, decantándose por el modelo de sus propios ingenieros de Alemania, que no ofrecía tal vez tantas mejoras, pero sí más reducciones en los costes y un diseño más rápido.

Commodore quería también compatibilidad con IBM (idea que no gustó a Jay Miner), y es también el equipo alemán (en Braunschweig) el que acaba realizando el llamado "Sidecar", costando unos 1.000 dólares, básicamente un IBM XT sin teclado que se conecta en la ranura de expansión lateral del Amiga 1000. El equipo original, en Los Gatos, había presentado como alternativa una combinación de emulación por "software" y tarjeta aceleradora, todo por 200 dólares, que fue rechazada.

Commodore contaba, no obstante, con ingenieros y programadores capaces de ver las implicaciones y la revolución que suponía el Amiga. Es el caso de, entre otros, Greg Berlin y Dave Haynie, responsables del diseño del Amiga 3000, y de Andy Finkel y Bryce Nesbitt, responsables del OS/WB 2.0, proyectos ambos que empezarían a gestarse este año.

Durante este año se presentará una de las animaciones más famosas de Amiga, "The Juggler", de Eric Graham, y el primer programa de generación de imágenes 3D para Amiga, Sculpt3D, de Byte by Byte.

Este es también el año en que Commodore contratará a una de las personas más nefastas en la historia de dicha empresa, una de las directamente responsables de su ruina: Ahmed Ali. Su contratador será la otra persona responsable, Irving Gould)

Mientras, Intel distribuye su procesador 80386 y Motorola anuncia el 68030, con 300.000 transistores; Advanced Logic Research, una compañía poco conocida, anuncia el primer PC basado en el 80386; tiene lugar la primera conferencia internacional sobre el CD-ROM, patrocinada por Microsoft.

Continuará...


Envía esta página web a un amigo:
Esta opción está desactivada temporalmente, rogamos disculpen las molestias

Volver a la página anterior

Al menú principal